El tornillo se conoce como un elemento mecánico que se usa para fijar de manera temporal piezas entre sí. Está compuesto por una caña con rosca triangular que a través de una fuerza de torsión que se ejerce en su cabeza utilizando un destornillador o una llave adecuada, puede entrar en un agujero roscado que tenga su forma, acoplarse a una tuerca o pasar por el medio de las piezas.

El tornillo es un derivado directo de la máquina simple a la que se le conoce como plano inclinado. Siempre se encuentra trabajando en relación a un orificio roscado. Los tornillos ofrecen la facilidad de que las piezas que estén sujetas a los mismos pueden ser desmontadas cuando sea requerido hacerlo.

Partes del tornillo


El tornillo se divide en tres partes principales que a su vez tienen sus subdivisiones, estas partes son la cabeza, el cuello y la rosca.

Cabeza

La cabeza es la parte del tornillo que posibilita la impresión del movimiento giratorio que se realiza para atornillar, esto lo realizan utilizando diferentes herramientas tales como las llaves inglesas, la fijas y las de Allen, y también con los destornilladores. La cabeza tiene distintas formas, lo que le permite encajar en diferentes orificios de las máquinas.

La apariencia de la cabeza puede ser

  • Cabeza hexagonal: Esta clase de tornillo permite la aplicación de un apriete mayor. Es muy común que se utilice para unificar piezas metálicas. Los tornillos tipo Allen también tienen apariencia de hexágono sin embargo no son similares debido a que sólo lo poseen en la huella o en la ranura, por lo tanto no deben confundirse.
  • Cabeza cuadrada: Estos tornillos se parecen bastante a los tornillos hexagonales, sin embargo estos tienen la característica distintiva de poseer sólo cuatro lados. Con ellos se puede realizar un gran momento de apriete.
  • Cabeza cilíndrica con huella de Allen: Como su nombre lo indica, tienen apariencia de cilindro con las características de un tornillo de Allen.
  • Cabeza ranurada: Estos tornillos tienen huella o ranura y son de distintos tipos tomando en cuenta la clase de fabricante y el tipo de atornillador.
  • Cabeza avellanada: Esta clase de tornillos tienen distintos tipos de ranuras. La cabeza puede estar al ras de la superficie cuando el agujero tenga también la apariencia correcta.
  • Cabeza redondeada: Tiene apariencia de semicírculo y se utiliza en electrodomésticos, automóviles, herramientas empleadas en el ámbito de la electricidad, entre otros.

Cuello

El cuello es otra parte del tornillo que se encuentra relacionada al cilindro que permanece sin enroscarse. El cuello de los tornillos normalmente suele tener diferentes formas y apariencias, tales como la forma cuadrada, forma nervada, forma cilíndrica, entre otras.

Rosca

Esta parte del cilindro también es llamada caña y tiene apariencia surcada o tallada. Algunas propiedades y datos de la rosca o del hilo del tornillo es que pueden tener orientación hacia la derecha y también hacia la izquierda. Mayormente, el sentido en el cual se atornillará será siguiendo las agujas del reloj, es decir enroscándose hacia la derecha.

La rosca puede ser múltiple, triple, doble o sencilla; esto tomando en cuenta los hilos que se encuentran alrededor del cilindro. Mientras más hilos contenga la rosca, a una velocidad mayor avanzara el atornillado y más en el caso de la rosca sencilla los cuales son los más comunes.

La rosca se divide en tres partes:

  • Hilo o filete: Esta es cada uno de los salientes del tornillo que se encuentra conformado por una cresta que decae hacia dos valles, uno es el filete anterior y otro es el filete posterior.
  • Cresta: Esta es la parte más alta o elevada que tiene el hilo o filete.
  • Raíz o fondo: Es la parte que crea al valle.



Publicaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Equipo de Redacción PartesDel.com.
Fecha de publicación: agosto 29, 2017.

Para citar este artículo en formato APA: