Saltar al contenido

Partes del zancudo

Un zancudo, también conocido como mosquito, es un insecto díptero de pequeño tamaño, con patas finas y largas, y dos alas transparentes que con su movimiento generan un zumbido muy agudo. El zancudo hembra es hematófago, es decir que se alimenta de la sangre de las personas y de los animales de piel fina, produciendo a través de una picadura, rápida inflamación y cierto picor.

El zancudo es un insecto perteneciente a la familia de la mosca, pero de menor tamaño, con cuerpo de color oscuro y muy fino, con seis patas muy largas y dos alas transparentes. Además, este insecto está cubierto de escamas, y tiene dos antenas. Su tamaño varía según la diversidad, pero generalmente, no excede los 15 milímetros. La hembra, para alimentarse, lo hace a través de su boca en forma de trompa puntiaguda.

El zancudo se considera un insecto muy peligroso, ya que puede transmitir gran cantidad de enfermedades a través de las picaduras. De este insecto existen 39 géneros con, aproximadamente, 3.500 especies identificadas.

Este insecto es aquel que suele multiplicarse en agua, sucia o limpia. Por ejemplo, en los charcos putrefactos, cloacas desbordadas y/o pozos sépticos, se reproduce el Anófeles, responsable de contagiar el paludismo. Por otro lado, en el agua limpia tienden a reproducirse los Aedes aegypti, responsables de transmitir el dengue, el chikungunya y el zika.

En su desarrollo se cumplen cuatro etapas, las cuales se conocen como huevo, larva, pupa y adultez, con duración de 10 días de larva y 3 días de pupa. El zancudo tiene una vida muy corta (2-4 meses), dependiendo del sitio en que se desenvuelva y, por supuesto, el tipo de especie. Su corto periodo de vida se debe principalmente a que sirve como alimento para otros depredadores (aves, murciélagos, arañas); y también a su alta exterminación por ser peligroso para la vida humana.

Partes del zancudo


La cabeza

Esta se encuentra ubicada en la parte anterior del cuerpo, y forma un conjunto carente de articulación. En la cabeza del zancudo se encuentran los ojos, el aparato bucal y dos antenas articuladas, las cuales pueden variar de tamaño y forma. Además, es aquí donde se encuentran todos los sensores.

El tórax

Se trata de una parte del zancudo donde se encuentran tres segmentos: protórax, el más pequeño; mesotórax, donde están las alas anteriores; y el metatórax, donde se encuentran las alas posteriores. Además de contener los músculos de vuelo, en el tórax se halla el corazón y algunos ganglios de la célula nerviosa.

Las patas

Las patas de este insecto se componen por el trocánter, que se encuentra unido al fémur rígidamente; el fémur, un segmento mayor y con mayor fuerza en las patas; y la tibia, poblada por espinas muy pequeñas.

Las alas

Las alas son una prolongación membranosa del integumento, envoltura dérmica que ofrece fortaleza y consistencia.

Son estas el rasgo más característico e importante de los insectos, pues permite su dispersión por toda la tierra.

El abdomen

Se trata de un segmento que contiene los órganos excretores y digestivos. Se encuentra compuesto por 9-11 partes, los cuales constan de un tergo dorsal y un esternito ventral, además de los órganos genitales de hembras y machos.

Sensores visuales

Son sensores que permite detectar el contraste y los colores, para así poder confirmar que todo movimiento está vivo, y por lo tanto, compuesto por sangre.

Sensores de calor

Son sensores que permiten detectar el calor, para que así, los zancudos puedan encontrar fácilmente aquello mamíferos de sangre caliente.

Sensores químicos

Son sensores que permiten en el zancudo detectar el dióxido de carbono, y el ácido láctico a 36 metros de distancia aproximadamente.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Partesdel.com, equipo de redacción profesional. (2017, 05). Partes del zancudo. Equipo de Redacción PartesDel.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: http://www.partesdel.com/zancudo.html.