Saltar al contenido

Partes del sistema muscular

El sistema muscular permite el movimiento del esqueleto, proporciona su forma en el cuerpo y lo mantiene firme.

El sistema nervioso controla los músculos en los vertebrados Aunque existen casos en los que pueden funcionar de manera autónoma como en los músculos cardíacos. El 40% del total del cuerpo humano está compuesto por músculos, eso significa que un kilogramo del peso totalitario corresponde a 400 gramos del tejido muscular.

Partes del sistema muscular


Los componentes principales del sistema muscular son los músculos y los tendones.

Músculos

El objetivo o función principal de los músculos es enligarse y contraerse, esto para poder producir movimiento y cumplir con las funciones vitales requeridas. Existen tres tipos de músculos que son:

Músculo esquelético estriado

Este corresponde al tipo de músculo el cual su unidad trascendental es el sarcómero, al mirarse utilizando microscopio se distinguen estrías, estas están compuestas por bandas oscuras y claras que se alternan en el sarcómero.

También se compone de fibras musculares que tienen forma de huso, sus extremos son bastante afinados, y tienen mayor longitud que las del músculo liso. Su función es movilizar el esqueleto, la boca, el globo ocular y el sistema bucal.

Músculo liso

También se le llama músculo involuntario o músculo visceral, se conforma de células que tienen forma de huso y un núcleo en el centro qué tiene apariencia de la célula de la cual se compone, no tiene estrías transversales pero si aparecen estrías longitudinales de forma ligera.

El estímulo que motiva la contracción de este tipo de músculos es controlado por el sistema nervioso vegetativo y autónomo. El músculo líquido puede ser encontrado en los aparatos excretores y el músculo líquido puede ser encontrado en el aparato excretor y el aparato reproductor, también en la piel, en los órganos internos y los vasos sanguíneos.

Músculo cardíaco

También llamado miocardio se considera un tipo de músculo estriado que se ubica en el corazón. Su objetivo es bombear la sangre pasando por el sistema circulatorio haciendo la función de contracción y erección.

Normalmente el músculo cardíaco ejerce su función de forma involuntaria y rítmica sin la intervención de la estimulación nerviosa. Se considera ser un músculo miogénico, esto quiere decir que es auto excitable. Las fibras estriadas que tienen ramificaciones del músculo cardíaco crean una red interconectada que se encuentra en la pared del corazón.

De forma automática el músculo cardíaco se contrae a su ritmo propio una cantidad de 100,000 veces al día. Es incapaz de controlarse conscientemente pero su ritmo de contracción se encuentra controlado por el sistema nervioso autónomo, esto siempre dependerá de que el cuerpo esté en modo activo o en modo de reposo.

Tendones

Se le llama tendones a los cordones que tienen gran resistencia y se ubican a los extremos del músculo para sujetarlo al hueso. Provén de flexibilidad a todo el cuerpo.

Los tendones están formados por tejido conectivo no especializado de material colágeno denso tendinoso que conecta los músculos a los huesos. También son capaces de unir estos músculos a diferentes estructuras corporales. Su adjetivo es tomar el músculo esquelético que hay en el hueso insertándolo y llevándole la fuerza de contracción muscular para crear un movimiento nuevo.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Partesdel.com, equipo de redacción profesional. (2017, 03). Partes del sistema muscular. Equipo de Redacción PartesDel.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: http://www.partesdel.com/sistema_muscular.html.