Saltar al contenido

Partes de la vista

El sentido de la vista es una de las funciones principales de los ojos. El ojo tiene una forma esférica con un diámetro de alrededor de 20 milímetros. Esta encerrado por tres membranas: la  parte exterior revestida por la cornea y esclerótica, coroides y retina.

Dentro del ojo, se encuentran varias membranas como la retina, la córnea, el iris, la esclerótica y la coroides; músculos, y nervios que auxilian en el proceso de la visión. Hay ciertas partes del cerebro, como el tálamo y el lóbulo occipital, que ayudan en este procedimiento.

La visión ocurre cuando los estímulos lumínicos del ambiente son captados por la córnea, luego por el cristalino; se desvían y se forma una película en la retina. De esta forma, los ojos pueden percibir los objetos de su entorno.

Partes de la vista


Párpados

Son unos músculos que constituyen el sistema de protección más importante de los ojos. Cuando un objeto se acerca, los ojos se cierran como un mecanismo de defensa. En su interior, se genera la película lagrimal (o lágrimas), la cual es esencial para humedecer el exterior del ojo y evitar la resequedad. Las pestañas se encuentran anexas a los párpados, y procuran que el sudor o polvo accedan a la superficie del globo ocular.

Pupila

Es una agrupación de fibras radiales y circulares que están rodeadas por el iris. La pupila puede dilatarse o contraerse, dependiendo de la circunstancia. Cuando una enorme cantidad de luz ingresa en los ojos, la pupila se contrae. Por otro lado, se dilata cuando ocurre un cambio emocional (ya sea positivo o negativo).

Iris

El hueco central del iris se conoce como pupila. Su diámetro puede oscilar entre 2 milímetros hasta 8 milímetros. La capa exterior de la pupila posee pigmentos que le brindan coloración y opacidad.

El iris se contrae o expande para manipular la cantidad de luz que intercepta. La contracción se realiza por medio de los músculos circulares de la capa externa, y la expansión se realiza a través de los músculos radiales.

Luz

El cerebro envía un estímulo a la vista para determinar la cantidad de luz que se requiere para poder ver. Si es muy alto, la pupila puede dilatarse, o los párpados pueden entrecerrarse.

Córnea

Es un tejido grueso y traslúcido que recubre la superficie del ojo. Se encarga de la protección del iris y el cristalino. E influye en el proceso de la visión.

Esclerótica

Es una membrana opaca que constituye una continuación de la córnea y termina de revestir al ojo. Protege las partes internas del ojo.

Cristalino

Sostenida del iris a través del ligamento suspensor cristalino, es una lente con dos caras convexas que divide al ojo en dos compartimientos. Este compartimiento contiene el humor acuoso y el vítreo. Ayuda a que la luz se enfoque sobre la retina, para que se pueda visualizar la imagen.

Retina

La retina es la membrana más profunda del ojo que cubre la zona posterior. Cuando el ojo se enfoca correctamente y una luz refleja un objeto, se forma la imagen dentro de la retina. La retina está compuesta de tres partes: el punto ciego, la mácula lútea y la papila óptica.

Coroides

Es una membrana que se encuentra debajo de la esclerótica, compuesto de un circuito de vasos capilares que se ejecutan como una fuente de nutrientes para todo el globo ocular. La superficie de las coroides está pigmentada para evitar que la luz y los reflejos que no estén controlados, no puedan interceptar en el ojo. La coroides se divide en dos partes: el cuerpo ciliar y el iris.

Cuerpo ciliar

Es un tejido que cubre el cristalino compuesto de fibras musculares (músculos ciliares) que ayudan a mantener la forma del cristalino.

Nervio óptico

Es un nervio que comprende desde la retina al cerebro. Transmite las imágenes al cerebro.

Humor vítreo

Es una masa gelatinosa y translúcida que llena la superficie que comprende entre la retina y el cristalino.

Humor acuoso

Es un líquido carente de color y olor, que se encuentra en el interior de uno de los compartimientos del globo ocular. Facilita la refracción de los rayos luminosos que pasan por su interior.

Músculos extrínsecos

Conforma los siete músculos que rodean al ojo. Estos son: elevador del párpado superior cuatro rectos (superior, medios, inferior y lateral) y dos oblicuos (inferior y superior).

  • Músculo elevador del párpado. Hace que el párpado superior pueda levantarse hacia y hacia atrás; dejando así la córnea y algunas áreas de la esclerótica descubierta.
  • Músculos rectos. Se encargan de facilitar el desplazamiento de los ojos. Comienzan en el anillo tendinoso (anillo de Zinn), se combinan de modo que los ojos puedan moverse verticalmente, lateralmente y rotar. Además de que, permiten que los ojos se mantengan coordinados.
  • Músculos oblicuos. Auxilian a que la córnea pueda desplazarse hacia afuera, arriba y abajo.

Tálamo

Es una aglomeración de materia gris o neuronas, ubicadas en la parte posterior de la corteza cerebral. Interviene en varios procesos de la mente, incluyendo la visión.

Lóbulo occipital

Es aquella sección del cerebro que transforma la energía que recibe en imagen.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Partesdel.com, equipo de redacción profesional. (2017, 03). Partes de la vista. Equipo de Redacción PartesDel.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: http://www.partesdel.com/partes_de_la_vista.html.