Saltar al contenido

Partes de la manzana

Se conoce como manzana a la fruta comestible y pomácea que se cultiva del manzano, la cual ofrece diversas propiedades y beneficios como es vitamina C y ciertos minerales como el calcio.

Tiene un alto contenido de pectina, lo cual resulta de la mezcla de polímeros neutros y ácidos que se ramifican y contribuyen con la eliminación de las toxinas del cuerpo, y a la vez ayudan a disminuir el colesterol.

Parte de la manzana


Vástago

También se le conoce como tallo. Se trata del rabillo que sostiene la manzana a la rama de la planta. De este es que pende esta fruta. Se muestra como un tipo de filamento que llega a unir el fruto con las ramas que parten del tronco.

Este ofrece ciertos nutrientes como es el hierro y la fibra, pero no es muy consumido porque no es sabroso.

Piel

También se le conoce como cáscara. Se trata del la capa superior o externa de la manzana, la cual se le conoce como epicarpio. Esta capa está compuesta por tejido vegetal, lo cual cubre y protege toda la superficie de la manzana. Esta piel se recubre con una sustancia de nombre pruína, la cual le ofrece el brillo que caracteriza a la manzana.

La pruína tiene adherida las levaduras y bacterias que vienen del manzanal, estas son las que hacen posible el proceso de fermentación de la fruta junto a las cepas,, estas últimas son las que transforman el mosto de la manzana en sidra.

Esta capa de la piel posee diversos componentes herbáceos que es lo que provee el sabor astringente a la manzana, como son los aldeídos haxenales.

La piel tiene un alto contenido de vitamina C, potasio y calcio, siendo ideal su consumo en caso de ser orgánica, ya que esta llega a absorber las toxinas de las herbicias y de los pesticidas. Puede presentar distinto color, sabor o textura, según el tipo de cultivo dado y el tipo de manzana.

Pulpa

También se le conoce como carne. Se trata de la capa intermedia que se conoce como mesocarpio, la cual corresponde a la parte más carnosa de esta fruta. Se trata de la parte de la manzana que es apta para el consumo humano, el cual se halla entre el corazón y la piel de la fruta.

Compuesta por celdas conformadas por sustancias pépticas, proteicas y por sustancias hemicelulosas. Estas células poseen el mosto de la fruta, este último a la vez contiene todos los azúcares, ácidos, sustancias nitrogenadas, aminoácidos, fibra, almidón, calcio, pectina, fósforo, magnesio, nitrógeno, hierro, zinc, etc.

Semillas

Las semillas de la manzana, también llamadas pepitas, se encuentran recubiertas por el pericarpio –capa interna y endurecida de la manzana-. Es dentro de ellas que brota el germen de un fruto nuevo, o sea, es esta parte que hace posible la propagación de la especie.

Estas semillas no deben consumirse, ya que son de carácter tóxico, resultando ser fatal su consumo en grandes cantidades, ya que los ácidos cuando se combinan con los jugos gástricos llegan a generar cianuro.

Corazón

También se le conoce como endocarpio o centro. Es la parte de la manzana que posee las pepitas, la cual se encuentra justo en el centro de la fruta. Esta parte posee pectinas que funciona como fibra soluble. El pericarpio recubre las semillas, este no es comestible, pero suele utilizarse para realizar ciertos remedios caseros.

El consumo de esta fruta es recomendable para la salud, ya que la pectina logra combatir la diabetes y disminuir el colesterol. En el interior de la pectina se encuentran las pepitas, la pulpa de esta tiene un alto contenido de aceites esenciales y de sustancias amargas.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Partesdel.com, equipo de redacción profesional. (2017, 04). Partes de la manzana. Equipo de Redacción PartesDel.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: http://www.partesdel.com/partes_de_la_manzana.html.