El cabello, también denominado peli, es una parte del cuerpo de todos los mamíferos, entre ellos el ser humano, la cual se crea por debajo de la piel y sale después al exterior. Está formada por una fibra que se llama queratina. La parte interna del pelo es la raíz, desde donde comienza la parte denominada tallo, la cual sale hacia fuera.

El cabello de reparte a lo largo de toda la superficie del cuerpo excepto en las zonas denominadas palmoplantares (es decir, las palmas de los pies y de las manos), en el ombligo y en las mucosas. Este pelo más fino y corto que el de la cabeza, que se encuentra en todo el cuerpo, se denomina vello.

En una persona adulta, hay aproximadamente unos cinco millones de pelos. Un millón de los cuales se concentran en la cabeza y dentro de los que alrededor de 100.000 y 150.000 están en el cuero cabelludo. Dependiendo de la zona donde crezca el cabello, las características del mismo pueden variar (flexibilidad, longitud, rigidez, etc.)

El pelo tiene dos funciones principales. Una de protección de ciertas partes del cuerpo, de sustancias extrañas, partículas, del clima, de rozaduras, etc. por otro lado, hoy en día el pelo ha adquirido una función estética, teniendo en todas las culturas mayor o menor nivel de importancia. Desde su ausencia o presencia, su cuidado, su peinado, apariencia, etc.

Partes del cabello


La cutícula

Es la zona exterior de la hebra de pelo, también conocida informalmente como escama. Su composición se basa en células muertas que tienen el objetivo de regular la absorción y expulsión de hidratación. Esta parte del pelo es incolora, transparente. También tiene la función de proteger a las estructuras más internas de las posibles agresiones del exterior.

Además del ambiente, contaminación u otros factores del día a día (ej. sol, viento, etc), los alisados, el hecho de peinarse el pelo, utilizar productos químicos, etc. son los responsables de que se dañe la cutícula.

La corteza

Es la zona fundamental del pelo, también se denomina córtex. Constituye la forma, la fuerza y la elasticidad del cabello. Está constituida de la sustancia denominada melanina, la cual funciona como pigmento propio del cuerpo que le da el color al cabello de forma natural,  ya que la superficie exterior es transparente.

Cuando el pelo se moja, el agua o sustancia hidratante pasan a través de la cutícula hasta el córtex, haciendo que el pelo se mantenga saludable, ya que la humedad es necesaria para que la queratina se pueda unir a las fibras capilares. Esta unión es la encargada de proveer fuerza y elasticidad. Si no existe hidratación, el pelo se quiebra y se daña, ya que se vuelve fino y débil.

La médula

Es la zona interna de las fibras capilares, en el centro del cabello. Sin embargo, no es una parte fundamental del mismo, ya que no tiene relación directa en las alteraciones del tallo. Por ello, puede estar presente o no.

De hecho, no se encuentra en todos los cabellos (se puede ver más en los cabellos gruesos que en los finos) y puede tener pigmentación o no tenerla. Las células redondas que se pueden encontrar en la médula, tienen poca queratina y se encuentran separadas entre sí.

Las partes definidas se encuentran en el tallo piloso, es decir, la zona que sobre sale de la piel. Dentro de las fibras que ya hemos definido en esta parte externa, podemos encontrar también unas sub-partes llamadas macrofibras, dentro de las cuales están las microfibras, las protofibras y en su interior a su vez las cadenas de queratina.

 Por otro lado, bajo la piel, en el folículo piloso o raíz, se pueden observar los siguientes elementos:

  

Vaina interna

Es una envoltura que se desarrolla hacia el exterior separando las células de la raíz del pelo de la vaina interna. Se forma a partir de las células de la matriz germinativa y se va haciendo más gruesa según va hacia afuera.

Vaina externa

Es la zona que va desde el interior de la epidermis hacia la parte más profunda de esta capa de la piel. Cuanto más se introduce hacia abajo, menos gruesa se va haciendo la vaina.

Músculo erector del pelo

Es un tejido muscular que se encuentra al lado del folículo piloso y está formado por las células basales que se encuentran rodeando una zona llamada papila dérmica. Estas células son las encargadas de crear la queratina.

La papila dérmica

Se denomina de esta forma a la formación de tejido conjuntivo de la dermis. Tiene un cantidad muy elevada de vasos y nervios que se encuentran en la zona interior del bulbo. Es desde donde nace el pelo. Si esta parte es suprimida, el pelo desaparece y no vuelve a crecer. Sin embargo, en algunas ocasiones, hay excepciones y puede llegar a formarse otra nueva papila, volviendo a iniciarse así el ciclo piloso.



Publicaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Equipo de Redacción PartesDel.com.
Fecha de publicación: Marzo 10, 2017.

Para citar este artículo en formato APA: