Saltar al contenido

Partes del acto noral

El acto moral se define como la acción llevada a cabo por un individuo, la cual puede valorarse como buena o mala dependiendo del punto de vista ético. Estas acciones se pueden dividir en dos grupos: aquellas que no tienen implicaciones morales porque son neutrales y las que podrían valorarse como buenas o malas debido a su contexto.

Un acto moral estará basado en diferentes elementos. Debe ser una acción elegida de manera libre y sin ninguna clase de coacción, también debe tener un propósito y un motivo por el cual se quiera realizar. El acto moral está dentro de un contexto humano que pone las condiciones para algún análisis ético.

Partes del acto moral


El Sujeto Moral

Esta es la persona que tiene conciencia moral. Es un individuo en concreto, no se trata de algún ideal o una persona abstracta, se encuentra localizado en alguna circunstancia social e histórica en específico. Es un individuo real.

Los Motivos

Las intenciones o motivos son los que empujan al individuo a realizar alguna acción o a conseguir algún propósito. Una misma acción se puede llevar a cabo por distintas razones, las cuales pueden ser buenas o malas. Los motivos son uno de los factores más relevantes del acto moral debido a las controversias que causan.

La Anticipación del Resultado

La anticipación del resultado que se quiere conseguir es la conciencia del propósito deseado. El sujeto moral puede contemplar las consecuencias, los alcances y las secuelas que puede ocasionar el acto moral que está llevando a cabo, y de esa forma saber con anticipación y poder prevenir situaciones no deseadas que algunas veces pueden ser graves. La anticipación del resultado guía el acto moral del individuo.

La Decisión

La decisión es el poder y la capacidad que tiene el sujeto moral para llevar a cabo una acción por sí mismo. Esta acción será consecuente con lo que el sujeto entienda que es la mejor alternativa o elección. Esta decisión es la que permite que el acto moral tenga un carácter voluntario y autónomo, esto porque la decisión debe ser expresada por la propia responsabilidad y voluntad del sujeto que la toma, nunca debe ser originada por voluntad ajena.

La Elección

El siguiente paso en el acto moral es la elección. En ésta se tomarán en cuenta según las finalidades del acto.

El Medio

Los medios son necesarios en el acto moral para llevar a cabo la finalidad escogida por el sujeto. Estos deben caracterizarse por ser igual de morales que los fines. Aunque esto es así, no todos los filósofos están de acuerdo con este enunciado, algunos afirman que los fines justifican los medios cuando éstos, a pesar de ser de procedencia dudosa pueden conseguir resultados positivos y efectivos.

El Resultado

El acto moral llega a su fin con el resultado o cuando se consigue el fin deseado. Existen algunas teorías éticas y consecuenciales de los resultados que afirman que la ilicitud o licitud de una acción cometida va a depender solamente de la consecuencia o resultado que se origina a causa de la misma.

Tomando en cuenta este criterio, se puede entender que un delincuente se castiga porque el castigo trae como consecuencia el impedimento de la realización de otros crímenes similares.

Las Circunstancias

Las circunstancias se definen como las diferentes situaciones que forman parte del acto moral. Estas no carecen de importancia para valorar al acto moral. Pueden enumerarse a través de diferentes preguntas que enmarcan al acto moral, estas son:

  • ¿Dónde?.
  • ¿Cuándo?.
  • ¿Quién?.
  • ¿A quién?.
  • ¿Cómo?.
  • ¿Cuán a menudo?.
  • ¿Con qué medios?.

Las preguntas ¿qué? y ¿por qué? No son requeridas ni utilizadas debido a que estas interrogantes se refieren directamente al acto moral y a su motivo.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Partesdel.com, equipo de redacción profesional. (2017, 09). Partes del acto noral. Equipo de Redacción PartesDel.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: http://www.partesdel.com/acto_moral.html.